SOEM Y APAP/ MUNICIPALES EN QUITE DE COLABORACION POR DEMORA EN PAGO DE SUELDOS

Con una retención de tareas en los lugares de trabajo, municipales afiliados al SOEM de Puerto Deseado protestaron este miércoles por la demora en la percepción de sus haberes de febrero.  Entretanto, según el multimedio Vía Patagónica, esto se concretaría recién el sábado 12.
    Por su parte, desde la filial de APAP, Darío De Velasco dijo ayer que "ya estamos en una fecha bastante tardía y el empleado municipal necesita cobrar, cubrir las distintas necesidades del ciclo lectivo en este comienzo de clases y llevar alimentos a su hogar", por lo que resolvieron adherir a la medida de fuerza a partir de la hora cero de este jueves.
    "Consultamos y nos dijeron que aparentemente sería el viernes, pero no es seguro, por lo que adherimos al quite de colaboración hasta tanto esté acreditado el sueldo", afirmó el dirigente gremial.
    Admitió, entretanto, que no existe una fecha límite preestablecida en Santa Cruz para el pago de los salarios. Acotó que "si bien la ley de contrato de trabajo establece que a partir del cuarto día del mes tienen que estar acreditados los sueldos, es cierto que Santa Cruz no está adherida a esa ley a través de la Cámara de Diputados, a pesar de lo cual debemos recordar que hay un derecho adquirido porque el gobierno anterior pagaba el último día hábil de cada mes".
    Durante la mañana del jueves, los afiliados a APAP se reunirán en la sede del gremio, para luego dirigirse al municipio a fin de insistir sobre esta cuestión ante el intendente municipal Gustavo González. En este sentido solicitó participación de los trabajadores. "Nos expresamos en las redes sociales y por radio, pero tenemos que hablar con nuestro representante a nivel local, que es el intendente", remarcó.
    En este sentido comentó que también se registra un atraso de veinte días en el pago a los comercios por compras realizados por los empleados municipales, subrayando que ese importe se les descuenta apenas perciben los sueldos. "Esto hace que el gremio también se atrase con los comercios, lo que genera un cierto malestar de los comerciantes y se entiende porque quizá el intendente no tiene los fondos que no le manda Provincia y a la vez Nación no le manda a la Provincia y se hace una cadena", reflexionó.