Escuela rural de Tellier/ El proyecto sobre amaranto fue distinguido en la Feria Nacional de Ciencia y Tecnología

 
El exigente jurado de la Feria Nacional de Ciencia y Tecnología, que se desarrolló en el predio de Tecnópolis, distinguió a la Escuela Rural nro. 51, ubicada en el pequeño pueblo de Tellier, que fue durante varias décadas la primera estación del ferrocarril Deseado-Las Heras. Los alumnos que presentaron el proyecto sobre cultivo y aprovechamiento integral del amaranto fueron acompañados por la docente Carolina Quiroga y la directora del establecimiento, Mercedes Prieto.
"El proyecto de amaranto fue muy bien recibido, especialmente por muchas escuelas rurales con las que estuvimos compartiendo y les interesó la propuesta", sostuvo la directiva, agregando que "pasamos unas jornadas muy lindas y fue la primera vez que nuestra escuela rural participa en una feria nacional de ciencias". Manifestó su satisfacción porque en esta ocasión se realizaron, también por primera vez, reuniones con directivos de establecimientos de distintos puntos del territorio argentino. 
En este acontecimiento nacional fueron presentados ochocientos proyectos, en tanto la escuela 51 participó en el nivel rural primario. "Estamos contentos de haber llegado, porque nosotros ya hemos enviado el amaranto al INTA, y queremos proponerlo como algo innovador, y que la escuela les dé a los chicos herramientas, para que ellos puedan desarrollarlo y no quedarnos solamente con la huerta". 
"El amaranto es una buena propuesta económica para el país, porque en la Patagonia se desarrolla muy bien con el clima, y puede aportar mucho a la alimentación, dado que el gran problema que va a afrontar la humanidad muy pronto es la alimentación, y cada vez nos alimentamos con productos más elaborados y no frescos, que los podemos tener en nuestra huerta", enfatizó, al tiempo que agradeció a la cooperadora escolar, a los padres de los alumnos Abril Viveros Torres y Sergio Agustín Lópéz, que confiaron en las docentes para este viaje y al Dr. Gustavo Mirón, responsable del Centro de Salud de la localidad, poniendo de relieve la atención personalizada y domiciliaria que cumplen los enfermeros.